Encarcelan a presuntos sicarios apodados “Chato” y “Mandingo”

Los dos presuntos sicarios sorprendidos cuando ultimaban detalles para acabar con la vida de su víctima cuyo nombre la policía guarda en reserva por seguridad, hoy serán trasladados al penal de Potracancha, desde donde afrontarán la investigación por los presuntos delitos de tenencia ilegal de armas y falsificación de documentos.

Luego de evaluar los elementos de convicción sustentados por el representante del Ministerio Público, la juez Anabely Meza Pérez del Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria de Huánuco declaró fundado el pedido de prisión preventiva por nueve meses contra Jesús Manuel Mendoza Encarnación (30) y Alexander Ponce Pardo (26).

En la audiencia pública desarrollada ayer en la tarde, el fiscal narró la forma y circunstancias de cómo fueron detenidos ambos sospechosos. Explicó, que a raíz de una información confidencial policías de Inteligencia y del Departamento de Investigación Criminal el 11 de noviembre a las 10:00 de la noche llegaron a la cuadra 8 del jirón Huallayco, hotel Europa y con autorización del recepcionista ingresaron a la habitación 406, donde estaba Mendoza Encarnación conocido en el mundo del hampa como “Mandingo”.

Al solicitar su documento de identidad, el sospechoso dijo que no tenía y al preguntar por su compañero conocido como “Chato” respondió que estaba en la recepción del hotel. Rápidamente policías que estaban de civil lograron intervenir a quien dijo llamarse Alexander Ponce Pardo, quien aseguró no tener DNI porque jamás tramitó.

Al revisar el morral que estaba en la cama, los agentes del orden hallaron un revólver calibre 38 abastecido con seis municiones, carnet del servicio de inteligencia del Estado cada con sus respectivas fotografías, pero falsificadas. También encontraron municiones, celulares que fueron incautados para el levantamiento del secreto de las comunicaciones.

NOMBRE FALSO. Según diligencias realizadas por la policía y fiscalía, Ponce Pardo llegó al hotel Europa el 8 de noviembre y al momento de identificarse presentó una licencia de conducir a nombre de Luis Cristian Huanca. Pagó por la habitación 406 la suma de 20 soles.

Y con relación al arma de fuego que hallaron en el morral de uno de los sospechosos, Mendoza Encarnación refirió que es de él y que lo había encontrado en un vehículo a donde subió como pasajero. Sin embargo al solicitar información a Sucamec sobre la situación del arma de fuego que está operativa, descubrieron que está a nombre de Francisco Calderón Cavia, quien será notificado como parte de las diligencias de esclarecimiento de los hechos.

SIN DEDO. Al ser consultado por la jueza por qué no tenía documento de identidad, el detenido dijo que jamás tramitó. Otro detalle que fue revelado en la audiencia por el fiscal, es que la policía no puede identificar a través del sistema de control biométrico a Alexander Ponce porque no tiene el dedo índice de la mano derecha.

Ante la pregunta del porqué no tenía uno de sus dedos, el detenido respondió que cuando era pequeño sufrió un accidente. “Mi mamá me dijo que el chancho se comió mi dedo”, respondió a la magistrada.

Y cuando la jueza preguntó si tenían que decir en su defensa, ambos dijeron que no.

Algo más

Fuentes de Tu diario informaron que el nombre verdadero del presunto sicario conocido como “Chato” sería Alexander Ponce Pardavé, hecho que debería ser investigado por la policía.

Leer Anterior

Amenazan con desaparecer a candidato sino paga extorsión

Leer Siguiente

Taxista corta yugular a su conviviente y la mata en Cayhuayna

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *