Taxista que se apuñalo luego de degollar a su conviviente fue salvado

 

Elio Altino Reyes Huaqui (27) quien fue auxiliado con un cuchillo de unos 30 centímetros incrustado en su cuello, ayer a las 5:00 de la tarde fue evacuado a Lima a bordo de una ambulancia particular. La familia tiene la esperanza que en un hospital de la capital el taxista cuyo diagnóstico es herida punzo cortante y penetrante en el cuello reciba atención especializada y logre su recuperación.

Entre tanto, la fiscalía que investiga el crimen de Wendy Analy Pérez Aniceto (26) ocurrido la noche del 14 de noviembre en la intersección de la calle San Juan y avenida Juan Velasco Alvarado está recopilando datos para solicitar al juzgado de turno de Amarilis la prisión preventiva del taxista por el presunto delito de feminicidio.

“Si logra vivir que pague el delito que cometió, porque no pensó en su hija que iba a quedar huérfana”, dijo Gaby Pérez Aniceto al tiempo de contar que su sobrina de 5 años llora preguntando por su mamá cuyo cuerpo está dentro de un ataúd. Asimismo reveló que la menor necesita ayuda psicológica para superar la muerte de su mamá.

Allegados a la familia informaron que hoy en horas de la tarde serán sepultados en el cementerio general de Cayhuayna los restos de la joven que murió en manos del hombre que un día juró amarla.

NECROPSIA. La necropsia al que fue sometido el cadáver de la joven madre de familia reveló que fue degollada, pero antes fue atacada con un objeto punzo cortante porque presenta tres heridas en la espalda.

 

Algo más

La víctima que era la primera de tres hermanos dejó sus estudios de Medicina Veterinaria en la universidad nacional Hermilio Valdizán para convivir con su verdugo.

Leer Anterior

Huánuco es la segunda región del país con mayor deforestación

Leer Siguiente

Amarilis: mujeres desfiguran rostro a sereno

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *