Dueño de la “Portada del Sol” salio en libertad con restricciones

No comunicarse ni aproximarse a la agraviada Catherine Cristie Zarate Arancial, testigos y peritos; no ausentarse del lugar de su domicilio; no cometer nuevo delito doloso; no frecuentar lugares de dudosa reputación; no portar armas de fuego o de otro tipo; presentarse en forma mensual a la Fiscalía a fin de justificar sus actividades, así como firmar el libro de control; concurrir puntual y obligatoriamente al juzgado y fiscalía las veces que sea requerido; no tener conductas tendientes a destruir, modificar, ocultar, falsificar elementos de prueba y pagar una caución económica de 10 mil soles en el plazo de 15 días, son las reglas de conducta que la Sala Penal de Apelaciones dictó para Luis Enrique Ríos Castillo.

En la resolución 16, también dispusieron la inmediata libertad del investigado y es así, que ayer a las 7:00 de la noche, el dueño de la discoteca “La Portada del Sol” salió del penal de Potracancha, donde estuvo recluido desde enero del presente año, luego que el Juzgado de Investigación Preparatoria de Amarilis, declaró fundado el requerimiento de prisión preventiva por nueve meses tras ser sindicado de agredir física y psicológicamente a su exconviviente.

Uno de los argumentos para revocar la prisión preventiva por comparecencia con restricciones, indica que “advierten la inexistencia de un indicio razonable en torno a la perturbación de la investigación judicial o a la evasión de la justicia por parte del procesado Luis Enrique Ríos Castillo, siendo que el dictado y mantenimiento de la medida de prisión no está justificada con elementos razonables”.

Continúa. “Y al no cumplir uno de los presupuestos de la prisión preventiva no resulta proporcional dicha medida que restringe o limita con gran intensidad el derecho fundamental a la libertad, por lo que para asegurar la presencia del investigado al proceso corresponde dictar medida restrictiva de menor intensidad que garantiza igualmente la presunción de inocencia, asegurando la presencia del investigado al proceso, como es en este caso la comparecencia restringida”, dice parte de la controvertida resolución firmada por los magistrados Yofré Castillo, Angélica Suárez y Rocío Marín.

PIDIÓ PERDÓN. En la audiencia de apelación desarrollada el 26 de abril en la sala de audiencia del Establecimiento Penitenciario, Ríos Castillo dijo: “Quiero pedir perdón a Dios y a la señora Catherine Zarate Arancial, expareja mía con la que llevábamos 18 años de convivencia. El caso ocurrido el 3 de enero como toda violencia familiar muy lamentable de mi parte, pido perdón a mis menores hijos Diego y Sol, pido perdón a la sociedad; reconozco mi error, porque errar es humano y quiero enmendar mi error ante la sociedad, llevo 102 días recluido sin ver, ni saber nada de mis hijos por lo que solicito ante ustedes declaren fundado mi recurso de apelación y me otorguen libertad”.

Por su parte, la defensa técnica de la agraviada, abogado Loris Carbajal, pidió derecho a la integridad de su patrocinada y dijo temer que el caso termine en un feminicidio, pese a las advertencias de amenazas de muerte, los magistrados por unanimidad optaron por revocar la resolución 4 a favor del investigado por el presunto delito de agresiones en contra de las mujeres o integrantes del grupo familiar.

Leer Anterior

Falsa funcionaria del Midis fue enviada a prisión

Leer Siguiente

Fiscalía pide 20 años de prisión para Humala y 26 años para Heredia

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *