Pobladores de Tomay Kichwa quejan a fiscal por demorar investigación a alcalde

Pobladores de diferentes poblados de Tomay Kichwa llegaron hasta el despacho del presidente de la Junta de Fiscales Superiores, Jhon Martel Trujillo, para presentar un memorial con 58 firmas, en el que cuestionan al fiscal Anticorrupción Iván Carrión Cabrera y su asistente Sivya Mori, por demorar la investigación contra el alcalde de ese distrito, Moisés Trujillo Herrera, funcionarios y empresarios denunciados por la presunta comisión del delito de colusión.

El caso tiene que ver con la obra: “Mejoramiento y rehabilitación de la carretera vecinal tramo: Molinoragra – Ponga – Mocra – Retamayog – Allaucán – Armatanga – Chinchobamba”, valorizado en 7 millones 394 mil 990 soles. En el que habrían cometido irregularidades desde el proceso de licitación.

En el documento señalan que luego de aperturar investigación preliminar, hasta la fecha no cumplen con recabar ni las declaraciones de los investigados. La denuncia fue presentada el 28 de febrero de este año, inicialmente señalaron un plazo de 120 días y luego ampliaron por seis meses la investigación, pero, no realizan una sola diligencia.

Trujillo Herrera, fue denunciado junto a los empresarios Wenceslao Castañeda Falcón, gerente de Corporación Señor de Burgos y representante del Consorcio Vial Armatanga (responsable de la ejecución); Simeón García Villareal de la empresa Ace Ingenieros y Consultores y Jesús Del Carpio Quevedo de Concreta Constructora e Inmobiliaria SAC; todos integrantes del referido consorcio.

Incluyeron en la lista de denunciados al residente de obra, Pedro Salazar Urteaga; asistente de obra, José San Martín Arcayo. Igualmente a los ingenieros civiles especialistas que participaron en la elaboración del proyecto y ejecución: Erasmo Fernández Sixto, Carlos Villanueva Villar, Emerson Tarazona Joaquin, Elmer Quispe Cahui, Edwin Canturín Mayta; y los técnicos José Campos Alipázaga y Henderson Cruz Rodríguez.

En la denuncia argumentan que hay suficientes indicios para investigar el hecho desde el proceso de licitación realizada en noviembre 2016, toda vez que fue realizado sin un notario calificado. Un detalle es que dos de las empresas consorciadas (Ace Ingenieros y Concreta Constructora), tienen la misma dirección en Lima, quienes se agruparon con la empresa Corporación Señor de Burgos, domiciliado en Pillco Marca.

En tanto, la obra, según los denunciantes, tiene una serie de deficiencias técnicas y un deterioro prematuro, pese a que no tiene ni un año de funcionamiento ya tiene grietas y otras fallas.

Leer Anterior

Locky’ anuncia reestructurar áreas y documentos de gestión en la MPH

Leer Siguiente

Por trabajos, habilitan rutas alternas a la Vía Colectora

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *