Keiko Fujimori es investigada desde el 2016 por presunto lavado de activos

Tras dos meses de haber recuperado su libertad, el titular del Cuarto Juzgado de Investigación Preparatoria Nacional Especializado en Delitos de Crimen Organizado, Víctor Zúñiga Urday, dictó 15 meses adicionales de prisión preventiva contra la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori Higuchi, investigada por lavado de activos y otros delitos por presuntamente recibir aportes de la empresa Odebrecht el 2011 y 2016.

El magistrado declaró fundado el pedido del Ministerio Público que había solicitado 18 meses y dos días de prisión para la excandidata presidencial.

La audiencia de lectura de la resolución sobre el requerimiento fiscal contra Fujimori Higuchi inició pasada las 9.00 a.m. de ayer y se extendió por varias horas.

La lideresa de Fuerza Popular, en primera instancia, anunció que no iba a asistir a la lectura del fallo judicial y en su cuenta de Twitter afirmó que cumplirá “con lo que corresponde” respecto a la decisión que tome el Cuarto Juzgado de Investigación Preparatoria. Sin embargo, aproximadamente, a las 17:40 horas llegó a la audiencia en compañía de su esposo Mark Vito desde la casa de su madre, Susana Higuchi, en el distrito de San Borja (Lima).

El pasado 29 de noviembre, Fujimori Higuchi recuperó su libertad luego de que el Tribunal Constitucional (TC) anulara la orden de prisión preventiva que cumplía desde noviembre del 2018. Declaró fundado un pedido de habeas corpus que había presentado su hermana Sachi Fujimori.

Los tres presupuestos

El juez, Zúñiga Urday, aseveró que la medida de prisión preventiva de 15 meses contra Keiko Fujimori Higuchi, cumple los estándares y resulta idónea, adecuada y proporcional.

Tras exponer sus argumentos, el magistrado encontró elementos de convicción que configuran “sospecha grave” para determinar que es conveniente que Keiko Fujimori cumpla prisión preventiva a fin de que no obstruya a la justicia, mientras la fiscalía prepara la acusación en su contra.

En ese sentido, dio por comprobados los tres presupuestos necesarios para dictar prisión preventiva: fundada existencia del delito, pena alta; posibilidad de fuga; y falta de arraigo laboral y económico, pues carece de trabajo y bienes.

A otra instancia

Tras conocer la decisión, Keiko Fujimori anunció que presentará su caso ante gobiernos extranjeros y organismos internacionales, al considerar la decisión del juez Zúñiga como una “persecución política”.

En un mensaje difundido por las redes sociales, luego de que el citado juez determinará que cumpla 15 meses adicionales de prisión preventiva, la excandidata presidencial precisó que iba a “dar una respuesta política a esta persecución política”

“Voy a pedir a mi esposo [Mark Vito] que presente mi caso ante gobiernos extranjeros y organismos internacionales. Como comprenderán, no puedo quedarme de brazos cruzados frente a esta segunda prisión preventiva”, aseveró.

Tras recordar que actuó “de manera prudente todo este tiempo”, pidió que la traten como cualquier otro ciudadano con derechos, respetando su debida defensa y libertad.

Advertisement

Desde el 2016

La lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori Higuchi, enfrenta una investigación desde marzo del 2016, por el presunto delito de lavado de activos, debido a los aportes que habría recibido de la empresa Odebrecht y de otros empresarios para el financiamiento de sus campañas presidenciales del 2006 y 2011.

La investigación se encuentra a cargo del fiscal José Domingo Pérez, del Equipo Especial Lava Jato, quien atribuye a la excandidata presidencial liderar una organización criminal al interior del partido Fuerza Popular que habría captado recursos de fuentes indebidas. Esos recursos, según señala, habrían ingresado al partido bajo la modalidad de falsos aportantes.

En el transcurso de las investigaciones, la fiscalía recibió la declaración de exdirectivos de la empresa Odebrecht, quienes señalaron que la constructora brasileña habría entregado aportes para la campaña de Keiko Fujimori.

Empresarios como Dionisio Romero (3 millones 650, 000 soles) y Vito Rodríguez (200,000 soles) declararon también haber entregado aportes no contabilizados a la campaña de Keiko Fujimori.

El juez Richard Concepción Carhuancho ordenó el 10 de octubre de 2018 la detención preliminar por 10 días contra la lideresa de Fuerza Popular y el 31 de octubre dispuso su prisión preventiva por 36 meses, a pedido del fiscal José Domingo Pérez.

La orden fue anulada por el Tribunal Constitucional (TC) al acoger el recurso de habeas corpus presentado por Sachie Fujimori. En base a esa disposición, Keiko Fujimori recuperó su libertad el 29 de noviembre de 2019, tras cumplir 13 meses de detención.

El fiscal José Domingo Pérez volvió a solicitar un nuevo pedido de prisión preventiva con Keiko Fujimori por 18 meses y dos días, incluyendo nuevos elementos, como las declaraciones de Jorge Yoshiyama, quien se acogió a la colaboración eficaz, y de los empresarios que dicen haber entregado aportes.

Giulliana Loza, abogada de Keiko Fujimori, dijo en las audiencias que no existen nuevos elementos que justifican la detención preliminar de su patrocinada y pidió al juez que se le permita seguir las investigaciones en libertad.

ALGO +

Marcelo Odebrecht, expresidente de la constructora brasileña Odebrecht, declaró a fiscales peruanos que su empresa había aportado a la campaña de Ollanta Humala, Keiko Fujimori y la candidatura del Apra.

EN CIFRA

19

millones 575 mil soles recibió el partido fujimorista, de tres empresarios, para la campaña 2011, según testimonios.

Advertisement

Leer Anterior

Mesa Técnica del Café ya tiene su junta directiva

Leer Siguiente

Yessi Fabián espera conteo de sus votos en actas observadas