Alianza Universidad cerca de la gloria

Era lógico que Alianza UDH clasifique en Talara y llegue a la Finalísima de la Copa Perú, Atlético Torino ni en su descuidado estadio fue más que los huanuqueños. Con buen fútbol se le demostró que mejor equipo eran los azulgranas y con el empate 1 a 1 que se consiguió en el Estadio Campeonísimo de Talara, el campeón huanuqueño está entre los 4 mejores equipos de la Copa Perú y es serio candidato para llevarse la “orejona” y llegar al fútbol profesional.

Los primeros minutos el conjunto granate trató de  dominar las acciones, pero Alianza se paró bien. Una línea de 4 en el medio sector desarticulaba los avances de la visita que a medida que pasaba el tiempo, empezaba a desesperarse. El campo en pésimo estado, jugaba así en contra de los mismos locales. Sus ganas de ir al ataque les hacían perder sorpresa, más aún cuando su hombre más peligroso, Raúl Cunya, era muy bien controlado por Juan Cámara y Kerin López.

Los azulgranas ganaban las pelotas divididas en campo rival y poco a poco recuperaban terreno para generar jugadas de peligro. El delantero Joyce Conde desgastó la defensa local, cumpliendo el trabajo que le encomendó el entrenador Rony Revollar.

A los 18’ llega el  gol de Kerin López para poner el 1 a 0 a favor de Alianza. Una desinteligencia en la defensa granate y una mala salida del arquero Salazar, permitió que el huanuqueño empuje el balón.

Alianza no terminada de acomodarse del gol cuando la visita atacó en bloque, ingresaron por el sector derecho y un remate cruzado al área fue aprovechado por Carlos Flores para poner el 1 a 1. La hinchada local explotaba con el gol del talareño. Torino trató de aumentar el marcador, pero Alianza recuperó la serenidad y despejó todo peligro.

El segundo tiempo fue de total dominio de los huanuqueños. Torino no generó una clara ocasión porque Alianza los disminuyó jugando fútbol. El ingreso de Juan Portilla le dio más movilidad al ataque azulgrana, ganado hasta 4 tiros de esquina. Bashi por el lado derecho, Sernaqué movedizo con “Trivi” Campos batallador, hacían que los huanuqueños demuestren mejor nivel que Torino.

Ante su desesperación de no poder superar a los azulgranas, los jugadores locales se empezaban a ensañar con el árbitro Joel Alarcón, querían que todas las faltas sean a favor de ellos. Incluso simularon un penal cuando no existía ninguna falta. Eso sí, el árbitro hostigó en todo momento al arquero Carlos Laura porque no quería que demore el partido.

Tan superior fue Alianza que terminó el partido en campo rival, los huanuqueños demostraron garra y sobre todo buen fútbol en un campo pésimo. Al término del partido fue interminable el agrazo azulgrana porque sabían que están poniendo en lo más alto del fútbol macho, al departamento de Huánuco donde se podría volver gozar del fútbol profesional.

Leer Anterior

Bienvenidos. Alianza UDH se refuerza

Leer Siguiente

El “Rayo” norteño refuerza a Alianza Universidad

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *